Blog de SuConsulta.com

Algunas reflexiones sobre temas frecuentemente presentes en nuestras consultas

Cuando el amor es indiferente

Duro aprendizaje el de aprender a darle a las personas el mismo valor e importancia que ellos nos dan.

Compartir:

Muchas de las conflictivas que se trabajan en el consultorio de un psicólogo tienen que ver con éste tema: personas que se prenden desesperadamente de vínculos dañinos, donde solo una de las partes da algo... mientras la otra solo juega a molestar, a lastimar, o a ser indiferente.

Una de las partes asegura amar...la otra se acomoda en vivir su vida... sin preocuparse por la que le ama.

Un amor no correspondido, pero no solo en parejas, sino también en amigos, y en familiares, como hijos, padres, etc.

El paciente llega desgarrado al consultorio haciéndose mil preguntas sobre por qué el otro lo daña tanto.

Y todo se reduce a lo que queremos enfocar en el día de hoy: no nos deberíamos aferrar a vínculos que nos lastiman.

Deberíamos aprender a dejarlos ir.

Deberíamos hacer el duelo pendiente.

Entender que toda relación que nos quita más que nos brinda algo, nos está profundamente dañando.

Debemos aprender a defendernos.

Y en especial deberíamos aprender a querernos lo suficiente como para saber que ese vínculo no es sano ni conveniente para nosotros en ningún aspecto.

Cuando el paciente por fin lo ve, lo entiende, lo asume, y se mira a sí mismo y se impacta viendo las consecuencias terribles que esa relación destructiva le está trayendo a su vida... él mismo con indignación lo grita: ¡no merezco una relación así, no merezco que me traten así, no merezco que me humillen tanto, no merezco que me lastimen tanto!

Para llegar al fin de ese recorrido, y que él lo entienda... hay que hacer un camino arduo donde las piezas van encajando lentamente... donde el paciente se choca de frente con las raíces de sus conflictos, y ve como hechos del pasado lo marcaron tanto que se reviven en forma repetitiva en el presente, se sorprende descubriendo que los vínculos insanos del pasado, le condicionan constantemente su modo actual de vivir... y aquella forma de trato que alguna vez tuvo con otros en forma temprana, se volvió un acto reiterativo e inconsciente en el presente.

Los modelos del pasado toman forma y cuerpo en sus relaciones presentes. Y se revive lo traumático que fue. Y se sufre tanto o más que antes. Porque al ser un vínculo dañino, es obvio y esperable que lastime, que humille, que desgarre, que duela, que indigne... pero solo entendiendo las raíces del problema es como llegamos a cambiarlos en la actualidad.

Como con las plantas... arrancando de raíz el conflicto es como podemos comenzar una nueva planta... una nueva vida.

Tenlo en cuenta.

Aplícalo en ti... si ves que estás atrapado en relaciones dañinas que se repiten... ve al origen, analízalo, estúdialo, e intenta romper con modelos antiguos para generar nuevos, que redireccionen tu vida hacia lo que en verdad te mereces: una relación sana, fresca, y normal con todos.

Ps. Patricia Cabrera Sena
SuConsulta.com - 17 años ofreciendo tratamientos de apoyo psicológico en línea en sesiones de una hora y media por chat escrito. Agradecemos a quienes copien nuestros textos que respeten la autoría y citen la fuente.