Blog de SuConsulta.com

Algunas reflexiones sobre temas frecuentemente presentes en nuestras consultas

Aprende a ser paciente

No es suficiente sólo con esperar. La paciencia consiste justamente en que ante los eventos que esperamos tanto y no suceden... tengamos una actitud de armonía y calma. Que la ansiedad no nos domine hasta el punto de volver insostenible la espera.

Compartir:

La espera siempre se impone como un desafío.

Cuando usamos el término: "esperar"... eso ya implica un estado de alerta, de preocupación, de inquietud, de ansiedad en aumento, de incertidumbre... y lo habitual es vivir esos estados emocionales con una intensa angustia, zozobra y nerviosismo.

Se altera todo el organismo, surgen anomalías físicas, faltas de sueño, el cuerpo y sus funciones en general se alteran.

Por eso es que lo que más destaca a la real paciencia es lograr una espera calmada, apacible, equilibrada.

No es tarea para nada sencilla lograrlo... pero la llave que permite abrir esa puerta en donde nuestro psiquismo por fin se aplaca y sosiega está en adquirir precisamente paciencia.

Lograr ser personas pacientes debe ser una tarea diaria, en especial en momentos de crisis, urgencias, o duras demoras, o dilaciones, o interminables prórrogas... ahí se pone a prueba nuestra capacidad de saber esperar... de ser pacientes.

Ser pacientes es un aspecto más del ser sanos. Porque implica serenidad, temple, fuerza, valentía, tolerancia, calma, entereza, tolerancia, perseverancia.

Si te cuesta conquistar tu lado paciente es porque en tu interior hay aspectos que te inquietan y te impiden equilibrar la paz con la intranquilidad. El estado nervioso necesita trabajarse para alivianar tu mundo interior. Hay razones para que haya inquietudes dentro, solo debes trabajarlas para que no te dominen tanto, y echen a perder tantos tiempos de espera, destruyéndote el psiquismo, el cuerpo y el ánimo.

Una vez logres paz interior, aprendas ejercicios de relajación, de respiración, de autoconocimiento, de distensión, que son todas herramientas necesarias y complementarias para alcanzar tu estado de sosiego y seguridad aún en tiempos de tormenta, notarás una gran diferencia... sabrás con certeza que el ser pacientes puede salvar relaciones, brindarte salud emocional y física, equilibrio mental, claridad en tus afectos, en tus decisiones... y todo eso te llevará a una paz interior alcanzada por tu propio esfuerzo.

Si logras todo ésto habrás aprendido sin duda a ser ¡PACIENTE!.

Ps. Patricia Cabrera Sena
SuConsulta.com - 17 años ofreciendo tratamientos de apoyo psicológico en línea en sesiones de una hora y media por chat escrito. Agradecemos a quienes copien nuestros textos que respeten la autoría y citen la fuente.